sábado, 13 de junio de 2009

Feliz día


Para toda esta peculiar especie. Los consagrados, los aspirantes, aprendices que venimos allá atrás. A todos nos hermana la fecha, curioso cuando hablamos del "oficio más solitario del mundo".

Y si bien la conmemoración tiene que ver con Lugones, creo que "El Escritor" no es otro que Borges, quien casualmente murió un 14 de junio. Razones, habrá muchas. Que rozó el Nobel, más cerca que cualquier otro compatriota; que supo construir una mitología propia, extraña y misteriosa; que fue el primero de los lectores, el fiel amante de las bibliotecas, su rastro en todas las páginas que existen. Aun quienes lo defenestran por cuestiones personales deben hacer silencio cuando se llega a sus aptitudes literarias. Se ha cuestionado a todos: Cortázar, Soriano, Bioy, y demases. Sólo él se mantiene intocable, allá, en la lejanía de su sepulcro. ¿Que no? ¿Subsisten objeciones? Bueno, en ese caso recuerdo las palabras de Sábato: "De Borges hay que quedarse con lo bueno". Es decir, su escritura, sus poemas. Y sus cuentos, como éste que tenemos hoy.

Feliz día para todos nosotros, los condenados a este agobiante y milagroso oficio.

2 comentarios:

Mel dijo...

feliz día a mi escritor favorito :)

Matías dijo...

gracias!!!! :)