martes, 10 de abril de 2012

El sonido y la furia







"Un escritor necesita tres cosas: experiencia, observación e imaginación. Cualesquiera dos de ellas, y a veces una puede suplir la falta de las otras dos. En mi caso, una historia generalmente comienza con una sola idea, un solo recuerdo o una sola imagen mental. La composición de la historia es simplemente cuestión de trabajar hasta el momento de explicar por qué ocurrió la historia o qué otras cosas hizo ocurrir a continuación. Un escritor trata de crear personas creíbles en situaciones conmovedoras creíbles de la manera más conmovedora que pueda. Obviamente, debe utilizar, como uno de sus instrumentos, el ambiente que conoce. Yo diría que la música es el medio más fácil de expresarse, puesto que fue el primero que se produjo en la experiencia y en la historia del hombre. Pero puesto que mi talento reside en las palabras, debo tratar de expresar torpemente en palabras lo que la música pura habría expresado mejor. Es decir, que la música lo expresaría mejor y más simplemente, pero yo prefiero usar palabras, del mismo modo que prefiero leer a escuchar. Prefiero el silencio al sonido, y la imagen producida por las palabras ocurre en el silencio. Es decir, que el trueno y la música de la prosa tienen lugar en el silencio."


(William Faulkner)

5 comentarios:

Rayuela dijo...

amado william!

y aquí te dejo algo de otro amado, lo puse ayer en mi muro de fb.
reflexiones varias...


"Con objeto de hacer lo que haces, necesitas caminar. Andando es como te vienen las palabras, lo que te permite oír su ritmo mientras las escribes en tu cabeza. Un pie hacia adelante, y luego el otro, el doble tamborileo de tu corazón. Dos ojos, dos brazos, dos piernas, dos pies. Éste y luego el otro. Ése y luego éste. El acto de escribir empieza en el cuerpo, es música corporal, y aunque las palabras tienen significado, pueden a veces tener significado, es en la música de las palabras donde arrancan los significados."

Paul Auster- Diario de invierno*


abrazo*

Liz dijo...

Matias, que cierto son estas palabras...

Gracias por tu visita.

Un beso

Horacio Beascochea dijo...

Amado William, casualmente, estoy terminando "Luz de agosto", maravillado con su escritura.

Abrazo grande

Byron Campoverde Cabrera dijo...

Totalmente de acuerdo,es que no se puede quitar una palabra!

Matías dijo...

Rayuela: sorprenden los puntos de contacto entre ambos pensamientos. Debe haber algún lazo filiatorio, quizás tenue o imperceptible, pero esa sintonía es indiciaria. Besos!

Liz: de nada! gracias avos. besos.

Horacio: No lo leí, seguiré tu consejo. Leíste Las Palmeras salvajes? Un abrazo, gracias por pasar.

Byron: y es así nomás chamigo. un abrazo!