viernes, 24 de diciembre de 2010

Natividad



Aun brevemente, continuando esta incómoda costumbre de los últimos tiempos que aún no puedo quebrar, hoy quiero agradecerte por tu compañía de siempre, vecindad floral de caminantes que da sentido a todo esto.

Al mismo tiempo quiero hacerte llegar mis mejores deseos en esta fecha de especial significancia cristiana, pero cuya esencia creo que trasciende los marcos de la fe. Después de todo, significa alumbramiento y por ende esperanza, ese alimento que a veces nos hace tanta falta. También, mientras sea sincero y verdadero, será encuentro. No es poco, recordando las sangrías cotidianas de nuestro país, y nuestra tendencia tan argentina a las divisiones y las fracturas.

Como regalos para el arbolito que ya corona a este Jardín, dos cuentos de antaño. El primero, otra gema de aquel orfebre que fue Mujica Láinez; el otro, un sorpresivo pimpollito del endemoniado e inmortal Oscar Wilde (para accederlos, click en el texto subrayado).
¡Felicidades!

10 comentarios:

Mandarina dijo...

Feliz Navidad para tí también

Mandarina
http://www.librosconalma.com

Matías dijo...

gracias Mandarina!!

besos!

* Eleanor Dalí ! * dijo...

Te dejo mis saludos Matías!
(Aunque no me agrade demasiado la Navidad...)

Un beso o 2 !

Matías dijo...

gracias Eleanor!

(al menos comerás pan dulce, no? jaja. chiste)

beso!

Noe Palma dijo...

Matías, yo no creo en Navidad, coincido con Eleanor... pero entiendo que debería ser un momento de reflexión, asi que mas que feliz, deseo que pases una profunda navidad, porque en definitiva, exista un dios o no, estaría bueno aprovecharlo para renacer desde adentro.... saludos!!

Matías dijo...

Es un buen deseo, y desde ya te lo agradezco mucho :)

Va para vos, entonces, mi anhelo de que también tengas una profunda Navidad, significativa por ese renacimiento interno al que bien hacés referencia.

Besos!

Rayuela dijo...

una atea te desea felicidades, porque,como bien decís, esta fecha trasciende los marcos de la fe...

y gracias por los cuentos de regalo!

mil besos*

Matías dijo...

gracias Rayuela!

ojalá la hayas pasado de perlas, y tengas un excelente comienzo del nuevo año.

besos!

Pablo Mariosa dijo...

¡Gracias por compartir tan buen material!

Y, sobre todo, por recordarnos que lo importante de estas fiestas trasciende las creencias que uno pueda tener.

El otro existe. El encuentro es fundamental.

¡Felices fiestas!

Un abrazo,

Pablo

Matías dijo...

excelentes los cuentos, claro que sí.

Gracias por todo, Pablo!

un abrazo